Últimas 15minutos

Tras incidente del sábado en EEUU, Boeing recomendó suspender los vuelos del modelo 777

Las únicas aerolíneas que operan con los motores afectados están en EEUU, Japón y Corea del Sur. Ambos países asiáticos también paralizaron las operaciones de estas aeronaves

El avión tuvo que regresar de emergencia después de sufrir problemas con un motor. Sus partes cayeron sobre un suburbio de la capital del estado de Colorado, informaron las autoridades (EFE/EPA/Hayden Smith)

15 minutos. La compañía Boeing recomendó suspender los vuelos de los 69 aviones del modelo 777 que se encuentran en servicio y de los 59 en almacenamiento. Todos tienen motores del tipo Pratt & Whitney, el mismo del incidente ocurrido el sábado en pleno viaje.

"Boeing está inspeccionando activamente el incidente relacionado con el vuelo 328 de United Airlines. Si bien la investigación (de las autoridades) está en curso, recomendamos suspender las operaciones de los 69 aviones 777 en servicio y de los 59 en almacenamiento con motores Pratt & Whitney 4000-112 hasta que la Administración Federal de Aviación (FAA) identifique el protocolo de inspección apropiado", dijo la empresa.

Igualmente, la compañía aseguró que "apoya la decisión tomada este domingo por la Oficina de Aviación Civil de Japón y la iniciativa de este lunes de la FAA de suspender las operaciones de aviones 777 propulsados por motores Pratt & Whitney 4000-112".

La decisión se produjo después del percance registrado el pasado sábado por uno de estos aviones de la compañía United Airlines. La aeronave partió desde la ciudad estadounidense de Denver, en Colorado, con destino a Honolulú, en Hawái.

El avión tuvo que regresar de emergencia después de sufrir problemas con un motor. Sus partes cayeron sobre un suburbio de la capital del estado de Colorado, informaron las autoridades.

El Boeing 777-200 retornó al aeropuerto internacional de Denver y aterrizó de “forma segura, después de experimentar un fallo en su motor derecho poco después de despegar", indicó en un comunicado la FAA.

Reacción de la aerolínea

"Estamos eliminando voluntaria y temporalmente 24 aviones Boeing 777 propulsados por motores de la serie 4000 de Pratt & Whitney de nuestro programa". Así lo indicó, por su parte, la compañía United Airlines en su cuenta de Twitter.

La empresa dijo que continuará "trabajando en estrecha colaboración con los reguladores para determinar cualquier paso adicional y esperamos que solo una pequeña cantidad de clientes sufran inconvenientes".

"La seguridad sigue siendo nuestra máxima prioridad, razón por la cual nuestros equipos participan en una amplia formación para preparar y gestionar incidentes como el (del vuelo de Denver) UA328", concluyó la aerolínea.

Según medios locales estadounidenses, basados en los datos de registro de aeronaves más recientes, las únicas aerolíneas que operan con los motores afectados están en Estados Unidos (EEUU), Japón y Corea del Sur.

Japón y Corea aceptan la sugerencia

Las dos principales aerolíneas de Corea del Sur anunciaron este lunes la suspensión de todos sus vuelos con aviones Boeing 777.

La decisión de Korean Air y Asiana afecta a aviones equipados con motores PW-4000, de la misma familia que el Boeing afectado en EEUU, aunque ninguno de ellos con el modelo de motor exacto. De esta forma lo confirmó una portavoz del Ministerio de Transporte

Estas aerolíneas, junto la de bajo coste Jin Air, son propietarias de 29 modelos de Boeing 777 con motores PW-4000.

Sin embargo, solo 17 de los 29 estaban operativos debido a la pandemia. A saber: 6 unidades de Korean Air, 7 de Asiana y 4 Jin Air. Esta últimoa afirmó que está a la espera de recomendaciones por parte de las autoridades locales.

La iniciativa de Korean Air y Asiana tuvo lugar a pesar de que el Ministerio de Transporte no ha tomado ninguna decisión respecto a los vuelos de los Boeing 777.

El Gobierno de Japón también ordenó suspender los vuelos de una treintena de aviones Boeing 777 equipados con los mismos modelos de motor que la aeronave que sufrió el incidente en EEUU.

La decisión afecta a 13 aeronaves operadas por la aerolínea nipona JAL y a otras 19 de ANA. Deberán permanecer en tierra hasta nueva orden, aseguró este lunes un portavoz del Ministerio de Transporte del país asiático.

Las autoridades niponas no han detectado por el momento ningún problema en los aviones. Están a la espera de recibir mayor información del regulador estadounidense de aviación sobre las causas del incidente del sábado, según la misma fuente.

Ver más