Últimas 15minutos

Afganistán: Talibanes advierten que el rol de EEUU frena las negociaciones

Los talibanes abogan para que los acuerdos de Doha sean considerados como un "documento matriz"

Los talibanes dicen haber evitado una ofensiva en primavera y varios ataques contra ciudades importantes (EFE/Archivo)

15 minutos. Con las negociaciones entre el Gobierno de Afganistán y los talibanes atascadas desde que comenzaron hace 16 días en Doha, los insurgentes revelaron este domingo que el papel de Estados Unidos en este proceso genera discordia entre ambas partes.

Los talibanes creen que el acuerdo histórico, firmado en febrero, en el que se acordó la retirada de las tropas estadounidenses, debería tomarse como base en los diálogos de paz interafganos en curso.

Una postura que la representación gubernamental afgana ha rechazado.

Según Abdul Salam Hanafi, miembro del equipo negociador talibán, "las negociaciones inter-afganas deberían formar parte del acuerdo de Doha,  firmado entre el Emirato Islámico de Afganistán (como se autodenominan los insurgentes) y Estados Unidos".

El texto firmado en febrero debería ser, según la visión insurgente, un "documento matriz" en el proceso de paz.

En contraste, la delegación gubernamental argumentó que los acuerdos y declaraciones afgano-estadounidenses también deberían ser consideradas.

"Otra opción es que las negociaciones intraafganas se conduzcan según los intereses nacionales y las recomendaciones marcadas por la Loya Jirga". Esta última es la gran asamblea de ancianos afgana, declaró una fuente anónima consultada por EFE.

Según el presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, los talibanes deberían entender que dialogan con "una sociedad pluralista y libre" en el curso de estas negociaciones.

Afganistán: negociaciones, buena voluntad y materias pendientes

Su gobierno liberó en mayo a 2.000 prisioneros talibanes en señal de buena voluntad, una medida aprobada por Estados Unidos. Sin embargo, ambas partes están por concretar las normas que regirán sus diálogos.

Hanafi se muestra optimista y espera que las diferencias puedan resolverse pronto, fijándose un programa de acción concreto.

"Estamos honestamente intentándolo, y seguimos comprometidos a resolver el presente problema de Afganistán a través del diálogo", zanjó el insurgente.

Entre tanto, el enviado especial de Estados Unidos para Afganistán, Zalmay Khalilzad, denunció la semana pasada que se han incrementado las manifestaciones de violencia. Este mismo viernes advirtió de que los talibán rechazarían un alto el fuego hasta que se lograran acuerdos político.

Ver más