Últimas 15minutos

6,9 millones de niños desplazados sufrirán "un duro invierno"

El invierno será duro y "tan peligroso" para estos niños "como las amenazas que dejaron atrás".

En Afganistán las temperaturas llegaron a los -5°C y muchas familias, que viven en casas hechas de tierra y sin electricidad, tuvieron que quemar plástico y madera para calentarse (Helen Heatherwick/DPA)

15 minutos. La ONG Save the Children alertó que 6,9 millones de niños, obligados a abandonar sus hogares en Europa, Oriente Medio y Asia, están en riesgo de sufrir "un duro invierno" debido a las bajas temperaturas de los países en los que están refugiados.

A lo largo de 2019, Bosnia Herzegovina acogió a más de 28.000 personas refugiadas, de las cuales 8.000 permanecen actualmente en el país. Sin embargo, desde las primeras nevadas de este año la mayoría de los refugiados se ven obligados a cobijarse en edificios abandonados y contenedores y a usar plástico para calentarse.

Ante esto, la organización narra la historia de Jakey, una refugiada afgana de 15 años que llegó a Bosnia Herzegovina huyendo de la persecución de los talibanes. Ahora la adolescente vive en un contenedor en una antigua fábrica "que carece de luz natural y de calefacción adecuada".

La organización evacuó recientemente un asentamiento en una zona forestal del país bosnio que llegó a servir como vertedero. No tardaron en informar que las condiciones del lugar eran "inhumanas" porque "todo estaba helado y cubierto de nieve".

Por otra parte, 2,6 millones de niños en Siria siguen desplazados por la guerra y el 14% de las familias se vieron obligadas a vivir en "sitios de último recurso", como campamentos "inseguros, fríos y sin electricidad".

Tan peligroso como las amenazas que dejaron atrás

El director de Cooperación Internacional y Acción Humanitaria de Save The Children David del Campo, subrayó que el invierno es "tan peligroso" para estos niños "como las amenazas que dejaron atrás".

Incluso, mencionó que durante el invierno pasado las heladas y las bajas temperaturas mataron a quince menores desplazados en Siria.

"Lonas o láminas de plástico de pocos milímetros de grosor y paredes desmoronadas de edificios abandonados son todo lo que separar a niños y niñas asustados y exhaustos por el frío, mientras las temperaturas siguen cayendo".

David del Campo

330.000 niños desplazados en riesgo

Mientras, Save the Children señala que en Ucrania la situación es similar para los más de 330.000 niños obligados a abandonar su hogares en otros países. 

En este sentido, señaló que la mayor parte de los refugiados viven con sus familias en alojamientos alquilados. Sin embargo, el ingreso promedio de estas personas es la mitad del promedio nacional, "insuficiente para cubrir las necesidades básicas".

Así, puntualiza que la mitad de las familias desplazadas que viven en pequeñas localidades del país ucraniano aseguran no poder calentar sus hogares "mínimamente".

La organización avisó que en Afganistán, donde las temperaturas llegaron a los -5°C, estas familias viven en casas hechas de tierra y sin electricidad, en las que queman plástico y madera para calentarse.

"Los inviernos duros" y las "inadecuadas" condiciones de alojamiento pueden ser "mortales" para las personas refugiadas que duermen al aire libre o en lugares fríos, porque se exponen a la hipotermia, congelación o neumonía.

Asimismo, recuerda que el riesgo de hipotermia es mayor en menores porque "no pueden regular su temperatura corporal como los adultos", así como que es especialmente peligrosa en recién nacidos.

Más Vistas

Ver más

Más Compartidas