Últimas 15minutos

Latinoamérica puede entrar en recesión, según FMI

"La recuperación que esperábamos hace unos meses no se producirá y no se descarta un escenario de crecimiento negativo", afirmó el director del organismo para la región

Los sectores de servicios, petrolero y de transporte serán los más afectados (Ricardo Maldonado Rozo/EFE)

15 minutos. El Fondo Monetario Internacional (FMI) no descarta que la región de Latinoamérica y El Caribe entre este año en una recesión debido a la crisis generada por el coronavirus. La misma afectará especialmente a los sectores de servicios, petrolero y de transporte, en una situación de bajos precios de las materias primas.

En un artículo publicado en el blog del FMI, su director para Latinoamérica, Alejandro Werner, advirtió de los efectos financieros de la extensión del virus. Entre estos se cuenta el aumento de los costos del endeudamiento. Afirmó que esto "expondrá vulnerabilidades financieras que se han acumulado durante años de bajas tasas de interés".

"La recuperación que esperábamos hace unos meses no se producirá y no se descarta un escenario de crecimiento negativo en 2020" para Latinoamérica y el Caribe, aseguró el experto.

El responsable del FMI para la región se refirió a los efectos económicos de las medidas de contención del virus. Los Gobiernos de la zona están cerrando fronteras y escuelas entre otras medidas de distanciamiento social.

"Estas medidas, junto con la desaceleración económica mundial y la interrupción en las cadenas de suministro, la caída de los precios de los productos básicos, la contracción del turismo y el fuerte endurecimiento de las condiciones financieras globales, están paralizando la actividad en muchos países latinoamericanos, dañando gravemente las perspectivas económicas de la región", señaló.

Sectores más golpeados

Respecto a la fuerte caída del precio del petróleo dijo que se espera que beneficie a los países importadores de crudo de la región. No obstante, en las naciones que dependen en gran medida de las exportaciones petroleras "se amortiguará la inversión y la actividad económica".

Entre los sectores más golpeados por la enfermedad están el de servicios, en general con turismo y la hostelería al frente, así como el de transportes. También augura una caída en el envío de remesas familiares.

Además, la necesidad de apoyar los servicios de salud pública, así como a los hogares y sectores más afectados por la pandemia, generará una "presión fiscal significativa". Aclara que todo dependerá de las características específicas de cada país.

Caída de ingresos por exportación

Según Werner, los Estados de América del Sur, en general, enfrentarán "menores ingresos por exportaciones". Esto por la caída de los precios de las materias primas y por la reducción de los volúmenes de exportación, especialmente a socios comerciales como China, Europa y Estados Unidos.

Asimismo, el endurecimiento de las condiciones financieras se espera que afecte más negativamente a "las economías más grandes y financieramente integradas" de Sudamérica. También a aquellas "con vulnerabilidades subyacentes", con especiales efectos en "los sectores de servicios y manufacturero durante al menos el próximo trimestre, con un rebote una vez que la epidemia esté contenida".

Sobre Centroamérica y México, el FMI prevé que se vean golpeados por la desaceleración económica de Estados Unidos. Esto deprimirá el comercio, la inversión extranjera directa, los flujos turísticos y las remesas.

También hay exportaciones agrícolas clave, como el café, el azúcar y el banano, que se verán especialmente perjudicadas por la situación. Los flujos comerciales a través del canal de Panamá debido a una menor demanda global no serán la excepción.

"Los brotes locales tensarán la actividad económica en el próximo trimestre y se agravarán las condiciones comerciales inciertas, especialmente en México", añadió el economista.

Y en el Caribe, el efecto de la crisis se observará especialmente en el turismo debido a las restricciones de viaje adoptadas por muchos países. Agrega que el propio "factor miedo” desatado por el virus, "incluso después de que el brote retroceda" tendrá un impacto.

Gastos de sanidad pública

El FMI marca como prioridad garantizar los gastos en sanidad pública. Contempla ayudas de la comunidad internacional a las naciones que sufran limitaciones para "una crisis humanitaria".

Werner menciona, además, medidas económicas para mitigar la crisis con estímulos fiscales y monetarios donde sea posible. Además establecer "transferencias de efectivo, subsidios salariales y desgravaciones fiscales para que las familias y empresas afectadas". El objetivo es que "puedan enfrentar este paro temporal y repentino en la producción".

El directivo del FMI aseguró que este organismo "está listo para ayudar a mitigar las consecuencias económicas del coronavirus". Destacó que, dado que Latinoamérica ha sido una de las regiones que han sido golpeadas más tarde que otras, tiene la oportunidad de aplanar la curva de contagio con el ejemplo de otras.

Ver más