Últimas 15minutos

Nueva York también salió a la calle este sábado

Según la Policía, la noche del viernes se saldó con apenas unos 40 arrestos

En Brooklyn, unas 3.000 personas, según cálculos de la Policía, se dieron cita a partir de las 13:00 horas (17.00 GMT) (EFE/EPA/Peter Foley)

15 minutos. Nueva York vive este sábado una nueva jornada de manifestaciones pacíficas contra el racismo, con al menos dos decenas de convocatorias por toda la ciudad tras una de las noches más tranquilas desde el inicio de las protestas.

Según la Policía, la noche del viernes al sábado se saldó con apenas unos 40 arrestos. La cifra está muy lejos de los más de 700 que llegaron a darse el lunes, el primer día con toque de queda en la Gran Manzana.

La medida, que continúa en vigor cada día a partir de las 8 de la tarde, volvió a ser desafiada anoche por varios grupos de manifestantes. Estos fueron disueltos por la Policía sin demasiados incidentes.

Este sábado, en un día de mucho calor, miles de manifestantes comenzaron a salir a las calles por la mañana para participar en el sinfín de convocatorias difundidas a través de las redes sociales.

Nueva York también salió a la calle este sábado
Muchos manifestantes denunciaron abusos policiales contra marchas pacíficas ((EFE/EPA/Peter Foley)

En Brooklyn, unas 3.000 personas, según cálculos de la Policía, se dieron cita a partir de las 13:00 horas (17.00 GMT). Lo hicieron en una concentración junto al popular Prospect Park. Luego iniciaron una marcha en dirección a Manhattan, atravesando el histórico puente de Brooklyn.

Las protestas se repetían en todos los distritos de la Gran Manzana, con números importantes de manifestantes en Queens, El Bronx y Manhattan.

Además, había varias convocatorias previstas también para última hora de la tarde. Por ello, es previsible que el toque de queda vuelva a ser desafiado por grupos de manifestantes. Esto es algo que en los últimos días produjo choques con la Policía, que en ocasiones intervino con dureza una vez caída la noche.

Toques de queda

La ciudad de Nueva York anunció el viernes que dos agentes fueron suspendidos por el uso desproporcionado de la fuerza en incidentes registrados durante la semana. Muchos manifestantes denunciaron abusos policiales contra marchas pacíficas.

Mientras, la Policía detuvo este sábado a una mujer acusada de hacer pintadas en la catedral de San Patricio durante las manifestaciones del pasado fin de semana.

Numerosas organizaciones y políticos locales insistían este sábado al alcalde de la ciudad, Bill de Blasio, para que ponga fin al toque de queda. Consideran que está siendo contraproducente y crea problemas innecesarios para manifestantes y agentes. Esto, dado que casi todas las protestas son pacíficas.

De Blasio anunció la medida después de los disturbios y saqueos que se produjeron durante los primeros días de protestas. El alcalde de Nueva York defiende que está siendo efectiva para minimizar estos problemas.

Ver más