Últimas 15minutos

Consumo de marihuana y alcohol aumenta agresividad al conducir, según estudio

La AAA hizo una encuesta para conocer cómo estas sustancias influye en el manejo

La marihuana puede inhibir la concentración (Pixabay/Jiří Rotrekl)

15 minutos. Más de la mitad (52 %) de los automovilistas estadounidenses que reconoce el consumo de alcohol y marihuana manifiestan que manejan a menudo de manera agresiva, un porcentaje muy superior a los no consumidores (21 %) y mayor también a los que solo toman bebidas alcohólicas (28 %) o solo marihuana (41 %).

La combinación de las dos drogas más usadas en Estados Unidos, no necesariamente tomadas a la vez, hace que los conductores sean propensos a tener conductas más arriesgadas al volante que los demás, según un estudio de la Asociación de Automovilistas Americanos (AAA).

Marihuana para uso recreativo

La AAA, con más de 60 millones de socios en EEUU y Canadá, encuestó a una muestra de 2.710 automovilistas mayores de 16 años para conocer cómo influye en su manera de manejar el consumo de alcohol y marihuana.

Según datos de encuestas oficiales, 139,8 millones de personas a partir de 12 años de edad en adelante dicen haber tomado bebidas alcohólicas en el último mes. También 43,5 millones admiten haber consumido marihuana en el último año.

Hasta ahora 16 estados de EEUU y Washington D.C. legalizaron la marihuana para uso recreativo. Además, 15 congresos estatales están tramitando proyectos de ley de legalización del uso terapéutico o solo para adultos de los derivados del cáñamo.

De los 2.710 encuestados por AAA, 1.434 dijeron no haber consumido alcohol ni marihuana en los últimos 30 días. 1.036 dijo que consumió alcohol, 103 marihuana y 137 marihuana y alcohol.

Como automovilistas los más peligrosos son los últimos.

Inhibe la concentración

Un 53 % de ellos dicen que alguna vez leyeron textos cuando estaban al volante, un 40 % que escribió y envió mensajes. 55 % reconoció que manejó a más velocidad de la permitida en las autopistas.

En más ocasiones que en los anteriores casos, 48 % se saltó un semáforo en rojo deliberadamente y un 52 % condujo de manera agresiva.

La diferencia con los otros grupos es notoria, incluso con los que solo consumen alcohol.

En este caso 30 % leyó alguna vez un texto al volante, 21 % escribió y envió textos, 43 % sobrepasó el límite de velocidad, 32 % se pasó semáforos en rojo y 28 % manejó agresivamente.

"Con independencia de si la marihuana es legal o recetada, conducir bajo los efectos de esa droga es ilegal y extremadamente peligroso", dijo Mark Jenkins, portavoz del Auto Club Group, el grupo más grande dentro de la AAA.

Aunque algunos conductores crean que la marihuana les hace manejar mejor, está demostrado que puede inhibir la concentración. También alarga los tiempos de reacción y nublar el juicio, advirtió Jenkins.

Ver más