Últimas 15minutos

ONU alerta que EEUU usa COVID-19 para limitar los abortos

En concreto, se refirieron a los estados de Texas, Oklahoma, Alabama, Iowa, Ohio, Arkansas, Luisiana y Tennessee

Según los expertos, el acceso a los servicios de aborto es crucial en este momento de crisis (Vanessa Carvalho/DPA)

15 minutos. Relatores del grupo de trabajo de Naciones Unidas (ONU) sobre Discriminación contra las Mujeres y las Niñas alertaron este miércoles que algunos estados de Estados Unidos (EEUU) "parecen estar manipulando" la crisis del coronavirus para restringir el acceso de las mujeres al aborto.

En concreto, explicaron que Texas, Oklahoma, Alabama, Iowa, Ohio, Arkansas, Luisiana y Tennessee, "estados que tienen una larga historia de prácticas restrictivas contra el aborto", hicieron uso de las órdenes de emergencia emitidas en EEUU en el contexto de la pandemia de la COVID-19, que suspenden los procedimientos que no se consideran médicamente indispensables.

"Lamentamos que los estados mencionados anteriormente parezcan estar manipulando la crisis para restringir severamente los derechos reproductivos de las mujeres". Así lo indicó la vicepresidenta del grupo de trabajo, Elizabeth Broderick, en un comunicado.

Sin voluntad política

"Esta situación es también el último ejemplo que ilustra un patrón de restricciones y retrocesos en el acceso a la atención legal del aborto en todo el país", agregó. También expresó su "temor" de que, sin voluntad política para revertir estas tendencias "tan restrictivas y regresivas", los estados de EEUU continúen siguiendo ese patrón.

Por otra parte, mostraron su "preocupación" porque, al negar el acceso a la atención de aborto urgente, los funcionarios ponen "en riesgo" a las mujeres. "Exacerbando desigualdades sistémicas", precisó Broderick.

Según los expertos, el acceso a los servicios de aborto es crucial en este momento de crisis, cuando las mujeres tienen que lidiar con nuevas restricciones a su movilidad debido a cuarentenas y bloqueos. Broderick precisó que negar a las mujeres los mencionados servicios es "inherentemente discriminatorio". Además, impide que ellas ejerzan control sobre sus propios cuerpos y vidas.

Riesgos

En este sentido, advirtieron que las restricciones en los servicios de salud reproductiva "socavan los esfuerzos de salud pública para responder a la COVID-19". Al mismo tiempo, cuando se implementan prohibiciones, "las mujeres se ven obligadas a viajar fuera del estado para obtener servicios de aborto, arriesgando su propia salud y sin tener en cuenta las pautas de salud pública", lamentaron.

"La atención del aborto constituye atención médica esencial y debe permanecer disponible durante la crisis de la COVID-19. Las restricciones al acceso a la información y los servicios integrales de salud reproductiva, incluidos el aborto y la anticoncepción, constituyen violaciones de los derechos humanos y pueden causar daños irreversibles. En particular, a las mujeres de bajos ingresos y a las pertenecientes a minorías raciales y comunidades inmigrantes", afirmó la experta.

Servicios esenciales

Por ello, el grupo de expertos reiteró que los servicios de salud sexual y reproductiva, incluido el acceso al aborto seguro y legal, son "esenciales". De hecho, deben seguir siendo un componente "clave" de las prioridades de Naciones Unidas en sus respuestas a la pandemia de la COVID-19.

"Eliminar las referencias a la salud sexual y reproductiva del plan tendrá consecuencias devastadoras para las mujeres de todo el mundo, y socavará seriamente el esfuerzo conjunto de la comunidad internacional para responder a las necesidades de salud de las mujeres en este momento de crisis", zanjó Broderick.

Ver más