Últimas 15minutos

Inicia la sexta misión de la nave militar X-37B

Fue lanzada este domingo a las 13:14 GMT por un cohete Atlas V desde Cabo Cañaveral

La nave tiene unos 4,5 metros de altura y pesa cerca de 5.000 kilos (ULA)

15 minutos. El vehículo espacial reutilizable y sin tripulación X-37B lleva a cabo su sexta misión, tras el lanzamiento de este domingo desde las instalaciones de Cabo Cañaveral, sin que se conozcan detalles de sus objetivos, amparados en el argumento de la seguridad nacional.

No hay muchos datos acerca de la naturaleza de la misión de esta nave no tripulada, que tiene unos 4,5 metros de altura y pesa cerca de 5.000 kilos.

De hecho, su anterior lanzamiento, el quinto, tuvo lugar en septiembre de 2017, con una duración de algo más de dos años.

El del X-37B es un misterioso experimento militar de la Fuerza Aérea estadounidense del que, en anteriores ocasiones, el Pentágono se limitó a señalar que se trata de "un programa experimental de pruebas para demostrar la viabilidad de una plataforma espacial fiable, reutilizable y sin piloto para la Fuerza Aérea".

El vehículo es similar a un transbordador espacial en miniatura y este domingo fue lanzado a las 13:14 GMT por un cohete Atlas V.

El lanzamiento estaba previsto inicialmente para el 16 de mayo, pero tuvo que aplazarse 24 horas debido a las condiciones meteorológicas adversas.

Información sobre experimentos

Aunque se desconoce el contenido de estas misiones, sí se explica que el X-37B desplegará el FalconSat-8, un pequeño satélite desarrollado por la Academia de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (EEUU) y patrocinado por el Laboratorio de Investigación de la Fuerza Aérea, para ejecutar varios experimentos en órbita.

El FalconSat-8 es una plataforma educativa que llevará cinco cargas útiles experimentales para que la Fuerza Aérea pueda operar.

Además, se incluirán dos experimentos de la NASA para estudiar la radiación y otros efectos espaciales en una muestra de materiales y semillas.

Finalmente, el Laboratorio de Investigación Naval de EEUU transformará la energía solar en energía de microondas de radiofrecuencia, que luego podría transmitirse al suelo.

Más Vistas

Ver más