Últimas 15minutos

¡Conoce los trucos para aprovechar al máximo las capacidades del Traductor de Google!

El Traductor contempla la opción de funcionar sin conexión y teniendo en cuenta que muchos usuarios pueden precisar de sus servicios en países donde su compañía telefónica puede incrementar su tarifa de datos móviles

Google Translator es uno de los productos gratuitos de Google más utilizados en todo el mundo, capaz de traducir de forma instantánea palabras, frases y páginas web en casi 150 idiomas disponibles. (GOOGLE TWITTER)

15 minutos. El Traductor de Google es uno de los productos gratuitos de Google más utilizados en todo el mundo, capaz de traducir de forma instantánea palabras, frases y páginas web en casi 150 idiomas disponibles.

Son muchos los usuarios que acuden a este servicio a diario para conocer mejor el entorno que les rodea cuando se trata de una lengua que desconocen; aunque no todos conocen en realmente la cantidad de información que puede ofrecer.

Actualmente, el Traductor de Google ofrece tres formas de traducir un idioma a otro desde su página web principal. En primer lugar, presenta un cuadro de texto en el que se pueden o bien escribir o bien pegar hasta 5.000 caracteres.

Estos se pueden traducir simultáneamente a otro idioma de los casi 150 que integra, un apartado en el que se encuentran lenguas como tsonga, twi, tamil, ewé, krio, sindhi, cebuano, hmong u oromo; así como idiomas con mayor número de hablantes (inglés, alemán, italiano o danés, entre otros).

Por otra parte, este servicio presenta un apartado para adjuntar documentos, que funciona con la tecnología de Google Cloud Translation, un servicio automático que traduce un gran volumen de archivos a muchos idiomas diferentes.

Una vez se haya subido el documento que se quiera traducir, este programa se encarga de convertirlo a la lengua seleccionada y generar otro documento con el mismo formato, pero con el texto ya traducido.

Finalmente, el traductor de Google ofrece la posibilidad de pegar el enlace de una página web determinada en su buscador. Una vez elegido el idioma al que se quiere traducir este sitio, se abre una nueva pestaña con dicha página en la lengua escogida.

Translator también para smartphones

Además de estas funcionalidades básicas incluidas en su propia página web, Translator se puede descargar como extensión de Chrome para traducir directamente un sitio web o bien en la aplicación para iOS y Android.

Precisamente en su versión para smartphones se integra una funcionalidad denominada Transcribe que traduce cualquier conversación en simultáneo, sin necesidad de escribir manualmente el texto que se quiere traducir.

Se trata de una característica que detecta la voz del interlocutor y es desconocida para parte de los usuarios de este servicio de Google, que pueden atender a una conversación sin perder detalle.

Traducir desde una fotografía

Además, Translator está integrado en la aplicación móvil Google Lens, que ofrece a los usuarios la posibilidad de capturar la información con la cámara trasera del smartphone y acceder a distintas posibilidades. Entre ellas, la de traducir.

De esa manera, se puede hacer una fotografía a un cartel o al menú de un restaurante, entre otros ejemplos, y traducir lo que pone en tan solo unos segundos y sin tener que escribirlo en el propio traductor.

Esta característica también funciona adjuntado una imagen de la galería o bien pasando el dispositivo por delante del texto que se desee traducir hasta que el sistema detecte que se trata de un escrito, sin necesidad de hacer la captura.

Finalmente, el Traductor de Google contempla la opción de funcionar sin conexión y teniendo en cuenta que muchos usuarios pueden precisar de sus servicios en países donde su compañía telefónica puede incrementar su tarifa de datos móviles.

En este sentido, Google informa que, para traducir sin internet cualquier idioma y en cualquier parte del mundo solo es necesario descargar dicha lengua mientras se tenga conexión y almacenar esta información en el dispositivo para usarla de modo offline.

Ver más