Últimas 15minutos

Las catástrofes climáticas mataron a 410.000 personas en 10 años

"No hay una vacuna contra el cambio climático", dijo el secretario general de la Federación Internacional de la Cruz Roja

La Cruz Roja solicitó una inversión constante para vencer al cambio climático (Zuma Press/Europa Press/Seth Sidney Berry)

15 minutos. Las catástrofes climáticas ocasionaron al menos 410.000 muertes en los últimos 10 años y aproximadamente 1.700 millones de personas resultaron afectadas, afirmó este martes la Federación Internacional de la Cruz Roja (FICR), que también advirtió un incremento de estos siniestros en la última década.

El organismo advirtió que los países más afectados por el cambio climático, o vulnerables a sus efectos, no son siempre los que reciben mayor financiación.

Para expresar el párrafo anterior con otras palabras, ninguno de los cinco países donde los efectos del cambio climático tiene mayor incidencia figuran entre los mayores beneficiarios por el financiamiento.

Según este informe, el país más vulnerable ante el calentamiento global (Somalia) ocupa la posición número 23 en cuanto a los fondos que recibe por esta causa.

A este problema vino a sumarse el coronavirus, por lo que la Cruz Roja pide protección para estos países.

Solo en estos últimos meses, desde que los expertos reconocieron el carácter pandémico del coronavirus, entre marzo de 2020 y la finalización del informe, aproximadamente un centenar de catástrofes climáticas han azotado nuestro planeta, repercutiendo en 50 millones de personas.

Coronavirus y catástrofes climáticas en primer plano

"El trabajo contra el cambio climático no puede quedar en segundo plano mientras luchamos contra la pandemia. Ambas crisis deben ser gestionadas a la vez", declaró el secretario general de FICR, Jagan Chapagain.

"No sería inteligente" pensar que el cambio climático es menos importante que la emergencia por la COVID-19, dijo Chapagain.

También negó que hubiera una vacuna contra el cambio climático.

La Cruz Roja pidió que se estimule una recuperación capaz de proteger a las personas y al planeta.

"Evitemos que las soluciones de hoy se conviertan en los problemas de mañana", comentó Chapagain al respecto.

La organización urgió a los Gobiernos, donantes y activistas (humanitarios, climáticos y del desarrollo) para que respalden a las personas en mayor riesgo.

"Invertir en resiliencia en los lugares más vulnerables es más eficiente que seguir asumiendo los continuados aumentos en el coste de las respuestas humanitarias. Además, contribuye a un mundo más seguro, próspero y sostenible para todos", concluyó Chapagain. 

Ver más