Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Tradicional Bendición Sacerdotal del Sucot pidió por la salud de Trump

Esta es la tercera festividad religiosa desde que comenzó el confinamiento por el coronavirus

Israel, con unos 9 millones de habitantes, registra casi 260.000 casos de coronavirus (EFE/Abir Sultan)

15 minutos. La tradicional Bendición Sacerdotal judía con motivo del Sucot se celebró este lunes en la Ciudad Vieja de Jerusalén, con un reducido grupo de fieles por las restricciones de la pandemia y una oración especial por el presidente de Estados Unidos (EEUU), Donald Trump, hospitalizado por la COVID-19.

“Que el que bendijo a nuestros antepasados ​​Abraham, Isaac y Jacob, Moisés, Aarón, David y Salomón envíe una rápida recuperación a Donald John, hijo de Fred“. Así lo dijo el rabino del Muro de las Lamentaciones, Shmuel Rabinovitch, en referencia al mandatario estadounidense.

El confinamiento nacional por la pandemia impidió que la ceremonia del Sucot de este lunes, donde oraron por Trump, congregara a los miles de judíos. Cada año, abarrotan la explanada frente al Muro, dentro de la ciudad amurallada, en Jerusalén Este ocupado.

Durante la Fiesta de los Tabernáculos -que se celebra esta semana- y la Pascua judía, tiene lugar este acto multitudinario denominado Birkat Kohanim (bendición de los Cohanim). La protagonizan cientos de judíos con el apellido Cohen (sacerdotes, descendientes varones del bíblico Aaron, hermano de Moisés).

El embajador de Estados Unidos (EEUU) en Israel, David Friendman; y el alcalde de Jerusalén, Moshe Lion, asistieron a la reducida ceremonia frente a los vestigios del Segundo Templo de Jerusalén. Se trata del lugar más sagrado del Judaísmo.

Pandemia

Esta es la tercera festividad religiosa desde que comenzó el confinamiento por el coronavirus. Primero se celebraron la del Rosh Hashaná (año nuevo judío) y Yom Kipur (Día del Perdón).

Según el coordinador nacional de la lucha contra la pandemia, Roni Gamzu, el virus en la comunidad ultraortodoxa se ha propagado rápidamente. Aunque representa poco más de un 10 % de la población, concentra un tercio de los contagios del país. Además, tiene altos índices de pruebas positivas (casi un 30 %).

Israel, con unos 9 millones de habitantes, registra casi 260.000 casos de coronavirus. Más de la mitad de ellos en el último mes. Asimismo, acumula más de 1.600 muertes.

Más vistas