Últimas 15minutos

Oposición venezolana acusa a Maduro de usar la pandemia con criterios de control social

La oposición y médicos independientes sostienen que el Gobierno está dando prioridad a sus militantes y afines

El opositor reiteró la crítica a la Administración por no seguir con los "protocolos internacionales" (EFE)

15 minutos. La oposición venezolana acusó este viernes al Gobierno de Nicolás Maduro de usar la pandemia de COVID-19 con "criterios de control social" por la forma en que llevó a cabo la vacunación, pues de momento no se conoce un plan de inmunización con claridad.

"En este país se ha utilizado la pandemia con criterios de control social y, además, con un concepto de carácter inhumano que no solo desgarra el pensamiento hipocrático sino que va contra la población vulnerable", dijo el exdiputado opositor William Barrientos en una rueda de prensa virtual.

El opositor reiteró la crítica a la Administración por no seguir con los "protocolos internacionales". También tomar como prioridad a los políticos, diputados, autoridades o militantes del partido de Gobierno.

El Ejecutivo, que no publicó el plan de vacunación de forma detallada, indicó en febrero pasado, cuando llegaron las primeras 100.000 vacunas de la rusa Sputnik V, que los sectores prioritarios serían el personal de salud, las personas vulnerables y las autoridades gubernamentales.

Pero la oposición y médicos independientes sostienen que el Gobierno está dando prioridad a sus militantes y afines. En ese sentido, pidió en reiteradas oportunidades que evite politizar la vacunación.

El exparlamentario Barrientos también se refirió al veto que puso el Gobierno a la vacuna de AstraZeneca. Advirtió que negar la inmunización puede ser una causal para que sea juzgado ante la Corte Penal Internacional (CPI), aunque no aclaró si lo denunciará.

Venezuela "necesita URGENTE la vacuna"

La vacuna de AstraZeneca representa una de las vacunas que forma parte del plan Covax, al que Venezuela está en proceso de ingreso después de que la oposición liderada por Juan Guaidó, que controla algunos de los activos del país en el exterior, lograra un acuerdo con el Gobierno, cuya legitimidad está cuestionada.

Pero el Ejecutivo decidió vetar la vacuna de AstraZeneca por los efectos que provocó en varios pacientes. La oposición condenó la medida, por lo que Barrientos dijo hoy que continuarán trabajando para que ingresan las vacunas del plan Covax.

Asimismo, Guaidó insistió en Twitter que su país "necesita URGENTE la vacuna y el mecanismo COVAX es la mejor aproximación a una distribución imparcial y equilibrada de vacunas, sin ningún tipo de discriminación".

Según datos oficiales, más de 154.000 personas sufrieron o sufren la enfermedad en el país y 1.532 fallecieron por la COVID-19.

Ver más