Últimas 15minutos

Fiscalía ya investiga las "graves violaciones" a los derechos humanos en Perú

No hay información precisa sobre el número de heridos ni de desaparecidos durante las protestas

Sotelo y Pintado, de 24 y 22 años, respectivamente, eran universitarios que participaban en las manifestaciones contra el Gobierno de Merino (EFE/Aldair Mejía)

15 minutos. La Fiscalía de Perú investiga las muertes de 2 jóvenes estudiantes en el contexto de "graves violaciones a los derechos humanos", durante la represión que lanzó la Policía este sábado en Lima contra las masivas manifestaciones en rechazo al Gobierno que presidió Manuel Merino hasta este domingo, cuando anunció su renuncia.

El Ministerio Público informó que abrió una investigación "en contra de los que resulten responsables del delito de homicidio en agravio de Inti Sotelo y Jack Pintado y otros, en el contexto de graves violaciones a los derechos humanos".

Sotelo y Pintado, de 24 y 22 años, respectivamente, eran universitarios que participaban en las manifestaciones contra el Gobierno de Merino. Las protestas fueron reprimidas por la Policía con disparos de bombas lacrimógenas y de perdigones.

Una investigación por violación a los derechos humanos abre la posibilidad en Perú de que un fiscal denuncie una "cadena de mando" en la represión que causó las muertes. Puede llegar hasta el propio presidente, sus ministros y los jefes policiales.

Fiscales investigan

Sotelo recibió 4 disparos de perdigones, uno de ellos en el corazón. Pintado murió "por múltiples orificios en rostro y cara por proyectil de arma de fuego", según el parte médico.

La investigación se encargó a la Tercera Fiscalía Penal Supranacional Especializada en Terrorismo y Derechos Humanos. También abrirá investigaciones por lesiones graves y leves en agravio de los heridos durante la manifestación "y en torno a los casos de desaparecidos en la movilización social".

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos (CNDDHH) reportó este domingo que la represión policial del sábado dejó 114 heridos y 41 desaparecidos. Estas personas están siendo intensamente buscadas por sus familiares, organismos civiles y congresistas, sin que la Policía de cuenta de ellos hasta el momento.

Investigación rápida

La Fiscalía lamentó los fallecimientos y la violencia desatada contra los manifestantes. Asimismo, garantizó que la investigación se llevará "con la transparencia, objetividad y celeridad" que corresponde.

Destinó a las fiscales Lesly Carmona, de la Cuarta Fiscalía Provincial Penal de La Victoria; y Juana Meza Peña, de la 55 Fiscalía Provincial Penal de Lima. Adicionalmente, cuenta con el apoyo de los médicos legistas y peritos del Ministerio Público.

Por su parte, el fiscal supremo, Pablo Sánchez, lamentó las "muertes innecesarias" de "jóvenes que solo expresaban su derecho a protestar". remarcó que la investigación del Ministerio Público "debe ser rápida, caiga quien caiga", porque tiene la obligación de "garantizar un Estado de Derecho" en su país.

CIDH exigió investigar

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) exigió este domingo una investigación "inmediata" y establecer responsabilidades tras la muerte de estos jóvenes.

En un hilo de tuits, este organismo independiente de la Organización de Estados Americanos (OEA) condenó los hechos "durante acciones de represión estatal a las protestas multitudinarias por la crisis política originada por la vacancia (destitución) presidencial, y exige investigar inmediatamente los hechos y establecer responsabilidades".

En ese sentido, insistió en que "rechaza enfáticamente la violencia policial contra manifestantes; y recuerda al Estado que el uso de la fuerza se rige por los principios de excepcionalidad, legalidad, necesidad y proporcionalidad, así como por la máxima restricción en el uso de armas de fuego".

Además, advirtió que no hay información precisa sobre el número de heridos. Los datos oficiales indican que más de 110 lesionados recibieron atención en centros de salud. No obstante, no se sabe la cifra exacta de los que fueron atendidos en instalaciones privadas.

También señaló que no se conoce el número de detenidos durante la jornada del sábado. De igual forma, destacó que tanto la Defensoría de Perú como organizaciones de derechos humanos se han enfrentado a "obstáculos" para acceder a los datos policiales.

A este respecto,"preocupa a la CIDH el registro de la @CNDDHH (la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos de Perú) que da cuenta de 40 personas manifestantes no ubicadas", tuiteó el organismo.

Por ello, la CIDH se sumó al llamamiento de la Defensoría de Perú para que se dé a conocer la lista de detenidos. Además, recordó que "la detención por el solo hecho de protestar es contraria al derecho internacional".

Ver más