Últimas 15minutos

Exigen fe de vida de Luis Manuel Otero tras su traslado por autoridades de salud de Cuba

Abogados y defensores de DDHH, así como organismos internacionales, denuncian que la vida del artista está en riesgo

Otero lleva 7 días en huelga de hambre (Cortesía Iclep)

15 minutos. El Movimiento San Isidro exigió que las autoridades de Cuba den una fe de vida del artista y líder de la organización, Luis Manuel Otero Alcántara, quien según la Dirección Provincial de Salud de La Habana, fue trasladado a un hospital tras permanecer 7 días en huelga de hambre y sed.

Según el organismo oficial, el artista ingresó al Hospital Universitario General Calixto García "con un diagnóstico de inanición voluntaria referida" pero sin presentar signos de desnutrición.

Además, refiere que Otero presenta "parámetros clínicos y bioquímicos normales" y que llegó al hospital "en transporte sanitario, en estado consciente y deambulando sin dificultad".

Fe de vida

Frente a esta información, el Movimiento exigió transparencia. Se pregunta cómo tras una semana en huelga de hambre una persona puede estar sin signos de desnutrición y deshidratación. "Alguien que explique si con ese diagnóstico se necesita estar ingresado. Si está bien que salga en los medios de comunicación", dice el texto en Twitter.

La abogada y defensora de los derechos humanos Laritza Diversent aseguró a través de Twitter que la vida de Luis Manuel está en riesgo. También denunció que el Gobierno lo mantiene aislado impidiendo que familiares y amigos lo visiten. En un video que acompaña su post, Diversent alerta que Otero puede sufrir en cualquier momento un paro renal.

Distintas organizaciones se unieron al llamado del movimiento cubano. La Embajada de Estados Unidos en Cuba, instó a las autoridades a proteger su bienestar.

Por su parte, la organización Civil Rights Defenders Latin America, se pronunció señalando que el Gobierno cubano tiene la responsabilidad de garantizar la vida de Otero mientras esté en el hospital.

Se desconoce, de momento, cómo las autoridades sacaron al opositor de su domicilio en el popular barrio de San Isidro. Allí permanecía atrincherado y declarado en huelga de hambre y sed desde el sábado 24 de abril.

El sábado, Efe mantuvo con él un breve intercambio de mensajes de texto, en los que aseguró encontrarse "sin ánimo ni energía para hablar" y con dolores musculares. Sin embargo, al intentar nuevos contactos tras su traslado no ha recibido respuesta.

Un día antes, el canciller del Arzobispado de La Habana, monseñor Ramón Suárez Polcari, explicó que el disidente estaba "en condiciones paupérrimas" y "agotado".

Asimismo, la agencia de noticias refiere que trató de visitar el domicilio del artista para comprobar su estado de salud, pero agentes de seguridad del Estado impidieron el paso.

Inicio de la huelga de hambre

Todo comenzó hace 2 semanas, cuando las fuerzas de seguridad de Cuba allanaron la vivienda de Luis Manuel Otero Alcántara, destruyeron más de una decena de obras que exhibía y se lo llevaron detenido.

Tras denunciar continuos arrestos e intimidaciones se declaró en huelga de hambre y sed. La medida es para exigir una indemnización por las obras destruidas y una disculpa pública. También para que se retire el cerco policial en el barrio y la cámara de vigilancia instalada frente a su puerta.

Ver más