Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Brasil extraditará a autor de la matanza de Atocha

Carlos García Juliá es uno de los autores del asesinato de tres abogados laboralistas en 1977

A Juliá lo condenaron condenado en 1980 por cinco asesinatos y cuatro intentos de homicidio en el despacho laboralista de Comisiones Obreras. (Foto archivo: DPA)

15 minutos. El Tribunal Supremo de Brasil autorizó la extradición del español Carlos García Juliá, condenado por participar en el asesinato de unos abogados en Madrid en 1977, conocida como la mataza de atocha.

El antiguo militante de Fuerza Nueva es acusado de ser uno de los autores de la masacre en la que asesinaron a tiros tres abogados laboralistas.

Periplo de fugas

García Juliá cumplió 14 de los 193 años de prisión a los que fue condenado en 1980. Luego desapareció e inició un periplo de fugas por Latinoamérica, hasta que fue arrestado en diciembre de 2018 en Sao Paulo, donde vivía con una identidad venezolana falsa.

Así lo recuerda Jose Campos, exsecretario de Comisiones Obreras, publicando los antiguos titulares que llenaron los periódicos el día después de la matanza de Atocha.

La Audiencia Nacional de España le pidió al Gobierno solicitar a las autoridades brasileñas la extradición de García Juliá por entender que la condena que le impusieron no ha prescrito y le quedan por cumplir 3.855 días de prisión.

En una audiencia pública celebrada en la segunda sala del Tribunal Supremo de Brasil (STF) se autorizó su extradición, por considerar que se cumplían los requisitos necesarios. Entre ellos la tipificación de los crímenes y la no configuración de un de un delito político.

En un parecer enviado al Supremo, la fiscal general de Brasil, Raquel Dodge, recomendó la extradición al “no verificar” que el pedido de las autoridades españolas fue presentado con “la finalidad de perseguir o castigar al extraditado por opiniones políticas”.

Los detalles del proceso de extradición, sin embargo, siguen sin divulgarse.

El español llegó a Brasil en 2001 por Pacaraima, una empobrecida ciudad del estado brasileño de Roraima, después de huir por Bolivia, Chile, Argentina, Venezuela con varias identidades falsas

Más vistas