Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Libertad bajo fianza para empleada de funeraria en Miami que dejó sin hogar ni ahorros a un hombre de 84 años

Maribel Torres, de 56 años, afronta 3 cargos por delitos graves, incluyendo explotación de ancianos y hurto mayor

Los hechos se remontan a agosto del año 2019, cuando la mujer entabló contacto con la víctima, cuya identidad las autoridades no revelaron (Pixabay)

15 minutos. Un hombre de Miami de 84 años fue engañado por una trabajadora de la empresa funeraria que hizo los arreglos para su difunta esposa y perdió su hogar, así como más de 400 mil dólares, informaron las autoridades locales.

Maribel Torres, de 56 años y trabajadora de una funeraria de Miami, Florida, fue arrestada por presuntamente explotar a un hombre de 84 años, quien además sufre de Alzheimer y demencia senil. Así lo reveló la oficina de la fiscal estatal Katherine Fernández Rundle.

La mujer, que el miércoles quedó en libertad bajo fianza, según el canal local CBS Miami, afronta 3 cargos por delitos graves. Entre ellos, explotación de ancianos y hurto mayor.

“Utilizar la muerte de una esposa y un impedimento evidente como herramientas para robar la casa de un anciano parecería ser una nueva bajeza en la presunta conducta criminal”, dijo Fernández Rundle en un comunicado.

El caso

Los hechos se remontan a agosto del año 2019, cuando Torres entabló contacto con la víctima, cuya identidad las autoridades no revelaron. Lo hizo a raíz de los arreglos funerarios que hacía para su esposa, quien falleció un día antes y era la principal cuidadora del anciano.

La mujer se hizo amiga del afectado, al que incluso le dijo que eran familiares a fin de crear un lazo de confianza. Esto, a la larga, le permitió “obtener de la víctima su documentación financiera así como información sobre el estado de su casa de 40 años y libre de hipoteca”, de acuerdo con la fiscalía estatal.

En el transcurso de pocos meses, la mujer hizo que la víctima firmara una serie de documentos legales y escrituras públicas a través de los cuales Torres y su hijo fueron añadidos como propietarios de la vivienda. También logró “pleno acceso a los asuntos legales y financieros” del hombre.

Con el tiempo, la mujer logró un préstamo comercial por medio de una corporación que creó junto a su hijo por casi 400 mil dólares usando la propiedad como garantía. En teoría, sería destinado a un negocio de lavado de carros.

Entre marzo y abril de este año, según la fiscalía estatal, se hicieron 6 grandes retiros bancarios de efectivos desde cuentas de la víctima. El total fue de 118 mil dólares.

El hecho lo alertó un sobrino de la víctima, residente del condado de Palm Beach, en el sur de Florida. Descubrió a Torres y a su hijo instalados en la residencia del anciano y reportó el caso a las autoridades.

Más vistas