Últimas 15minutos

Segundo fallo contra muro de Trump en dos días

La partida estaba inicialmente destinada a la lucha contra el narcotráfico

El juez Haywood Gilliam, de Oakland, emitió su decisión respecto a las demandas presentadas ante él por separado por el estado de California (controlado por los demócratas) y la organización ecologista no gubernamental Sierra Club (EFE)

15 Minutos. Un juez federal de California ordenó este miércoles bloquear 3.600 millones de dólares que el presidente de Estados Unidos (EEUU), Donald Trump, había destinado para la construcción de su muro fronterizo con México. Esto ocurrió apenas 24 horas después de que otro magistrado en Texas se pronunciara en el mismo sentido.

El juez Haywood Gilliam, de Oakland, emitió su decisión respecto a las demandas presentadas ante él por separado por el estado de California (controlado por los demócratas) y la organización ecologista no gubernamental Sierra Club.

El magistrado, nombrado por el expresidente Barack Obama (2009 - 2017), consideró que el Gobierno federal no tiene autoridad para desviar fondos asignados originalmente por el Congreso al Departamento de Defensa para otros fines que no contemplan la construcción del muro fronterizo.

"Bajo la teoría del Gobierno, cualquier construcción podría ser considerada militar y por tanto recibir fondos específicos para este fin", apuntó Gillian. Esto, "si sencillamente se envía a las Fuerzas Armadas de manera temporal a proveer apoyo logístico a una agencia civil durante la construcción".

La partida estaba inicialmente destinada a la lucha contra el narcotráfico. Además, forma parte de los 6.600 millones de dólares que Trump desvió para la construcción del muro. Lo hizo en el marco de la emergencia nacional que declaró en febrero pasado en la frontera sur.

Con estos 3.600 millones de dólares, el Gobierno de Trump iba a levantar unos 280 kilómetros de valla fronteriza. La misma de su promesa de dejar listos 725 kilómetros de muro para finales de 2020.

Dos negativas en dos días

La decisión de Gilliam tuvo lugar el día después de que el magistrado David Briones, con tribunal en El Paso (Texas), determinara que Trump carece de autoridad para desviar fondos aprobados por el Congreso con otros fines. Briones fue nombrado por el expresidente demócrata Bill Clinton (1993-2001).

La Casa Blanca ya anunció el martes que recurriría esa decisión. En ese sentido, es previsible que haga lo propio con este nuevo fallo judicial.

Gilliam es el mismo juez que meses atrás bloqueó otra partida de 2.500 millones de dólares procedentes de las arcas del Pentágono para la construcción del muro.

Sin embargo, el pasado julio, en una ajustada votación, los cinco magistrados conservadores del Tribunal Supremo se impusieron a los cuatro progresistas. Como resultado, dieron un visto bueno temporal al Gobierno para la utilización de ese dinero.

La decisión del Supremo, sin embargo, no es definitiva. Solo revoca la prohibición de que el Gobierno use los 2.500 millones para la construcción del muro tal y como había impuesto Gilliam inicialmente. Sin embargo, no entra a valorar la legalidad de la desviación.

Así, aunque por el momento el Ejecutivo puede proceder con la construcción con esos 2.500 millones -tal y como está haciendo- sigue pendiente de la decisión final que tome el tribunal de apelaciones del Noveno Circuito. La mismoa podría hallar ilegal la desviación del presupuesto y por tanto obligar a parar las obras.

Es previsible, especialmente dado su fallo de julio, que en caso de que el Noveno Circuito fallara en contra de los intereses de la Casa Blanca, esta llevara el caso al Supremo para que tomara una decisión definitiva. Algo que también podría ocurrir en el caso de la partida bloqueada esta semana.

Ver más

Más Compartidas