Últimas 15minutos

El congresista de Luisiana Luke Letlow falleció víctima de COVID-19

El legislador, que estaba casado y tenía 2 hijos pequeños, anunció el 18 de diciembre que dio positivo por coronavirus

Se trata del primer congresista muerto en el país por esta enfermedad (Cortesía @LukeLetlow)

15 minutos. El recientemente elegido congresista estadounidense, Luke Letlow, un republicano de 41 años, falleció por complicaciones derivadas de la COVID-19 y se convirtió, según informan medios locales, en el primer congresista muerto en el país por esta enfermedad.

Letlow había sido elegido representante por el quinto distrito del estado de Luisiana y debía prestar juramento el próximo domingo.

Mnuchin anunció el inicio del envío de ayuda directa a ciudadanos de EEUU

El legislador estaba casado y tenía dos hijos de corta edad. Anunció el pasado 18 de diciembre que había dado positivo por coronavirus y fue ingresado en el hospital poco después.

El gobernador de Luisiana, John Bel Edwards, ordenó que las banderas ondeen a media asta el día del funeral de Letlow. Además ofreció sus condolencias a través de su cuenta de Twitter. "COVID-19 nos ha arrebatado al congresista electo Letlow demasiado pronto. Estoy desconsolado porque no podrá servir a nuestra gente como Representante de los Estados Unidos, pero estoy aún más devastado por su amada familia", escribió.

Además el gobernador, afirmó que el congresista "sintió el llamado desde muy joven de servir a la gente de su estado natal, trabajando entre bastidores para el exgobernador Bobby Jindal y sirviendo como jefe de Gabinete del congresista Ralph Abraham, a quien recientemente fue elegido para suceder".

Según The New York Times, que cita como fuente Ballotopedia, una enciclopedia online sobre políticos, Luke Letlow es el primer funcionario federal electo que fallece en EEUU a causa de la COVID-19. El primer miembro del Gobierno federal que falleció fue un juez.

Estados Unidos es actualmente el país más afectado por el sars-cov-2. Las cifras dan cuenta de más de 19,5 millones de contagiados y 338.000 fallecidos, según la universidad Johns Hopkins.

Ver más