Últimas 15minutos

Colombianos están entre los mayores compradores de bienes raíces en EEUU

Ciudadanos del país latinoamericano invirtieron US$ 1.300 millones entre abril de 2019 y marzo de 2020 comprando propiedades en el país

A este "club" también pertenecen los mexicanos, los chinos, los indios y los canadienses (Alan Medellín/EFE)

15 minutos. Por primera vez, los colombianos se convirtieron en uno de los cinco mayores compradores de bienes raíces en Estados Unidos, un "club" al que también pertenecen los mexicanos, los chinos, los indios y los canadienses.

Este dato fue difundido este mes por la National Association of Realtors, una organización de agentes de ventas de propiedades residenciales. El mismo muestra la creciente influencia de las inversiones provenientes de Colombia y México en la economía de EEUU.

Los colombianos invirtieron 1.300 millones de dólares entre abril de 2019 y marzo de 2020 comprando bienes raíces en el país. Eso es un aumento del 150 % con respecto a los 800 millones que invirtieron durante el mismo periodo del año anterior.

La inversión de los compradores de México se incrementó aún más: pasó de 3.700 millones a 5.800 millones en los periodos analizados.

Por qué los colombianos compran bienes raíces en EEUU

"Los colombianos están comprando cada vez más propiedades en los EEUU, principalmente para poder dolarizar el patrimonio, ya que les da más seguridad frente al devaluado peso". Así lo manifestó Alan Medellín, quien desde Colombia vende apartamentos vacacionales de lujo en The Grove Resort & Water Park en Orlando (centro de Florida).

"Eso también les permite prevenir el riesgo país y recibir una renta mensual garantizada en dólares", agregó Medellín.

Medellín dice que a los compradores internacionales les interesan las propiedades que puedan rentar para generar ingresos con los que pagar los gastos fijos, incluyendo la hipoteca.

The Grove tiene una compañía hotelera que administra los apartamentos. Los renta a turistas de todo el mundo y el propietario recibe un retorno garantizado por contrato del 10 % anual.

El paron de la pandemia

La pandemia de la COVID-19 supuso un parón en las economías de todo el mundo. Esto dificulta superar los 74.000 millones de dólares en ventas que se hicieron entre abril de 2019 y marzo de 2020 a ciudadanos de otros países que residen en EEUU con visas temporales o permanentes y a extranjeros que viven en sus propios países.

La cifra es 5 % menor que la del año anterior. Esto se debe en parte a que el dólar continuó la tendencia al alza frente a las monedas de donde proviene la mayoría de los compradores extranjeros, según el reporte de la National Association of Realtors.

La pandemia también impactó negativamente a las compras de bienes raíces por extranjeros. La mayoría de las rutas aéreas internacionales no están abiertas y muchas de las visas que permiten trabajar y vivir en los EEUU están congeladas hasta 2021.

Esto último es importante porque las familias que emigran a EEUU generan muchas de las transacciones inmobiliarias que se llevan a cabo en este país todos los años, dicen los expertos.

David Amaro, director de America Capital Markets de LS NYRC, señala que la mayoría de las familias extranjeras que buscan radicarse en EEUU planean comprar una casa además de comenzar o continuar con su negocio e inscribir a sus hijos en escuelas o universidades estadounidenses.

Proyectos que dan empleo

Para lograr la "tarjeta verde" que permite trabajar, estudiar y tener una vivienda en EEUU, existe la visa de inversionista EB-5.

Esta visa requiere que los inversionistas presten 900.000 dólares a desarrolladores estadounidenses, como LS NYRC, que construyen proyectos que dan empleo a trabajadores estadounidenses.

Después de la inversión, las familias reciben la "tarjeta verde" en aproximadamente dos años y recuperan su inversión, más intereses, en un período de aproximadamente cinco años.

"Estas familias no solo están invirtiendo en su propio futuro, sino que también están ayudando a estimular la economía de los Estados Unidos invirtiendo en bienes raíces y creando empleos", dijo Amaro en unas declaraciones recogidas por Top of Mind.

A este especialista no le sorprende que Colombia sea uno de los principales compradores de bienes raíces en Estados Unidos. En los últimos tiempos "también se convirtió en uno de los países con un crecimiento muy rápido de aplicaciones para la visa EB-5".

Según dice, en 2018 las peticiones de la visa EB-5 por parte de colombianos aumentaron en un 47 %.

Tendencia que no va a cambiar

Para Amaro, "hay muchos factores que están llevando a inversores de América Latina a dirigir su atención a los EEUU". Agregó que es probable que esta tendencia se intensifique en los próximos años, ya que la pandemia ha traído mucha destrucción a las economías latinoamericanas".

Añadió que "en un futuro no muy lejano, muchas familias van a buscar mudarse a los Estados Unidos, buscando un poco de estabilidad y eso generará más ventas de viviendas".

El reporte de la National Association of Realtors también revela que muchos de los compradores internacionales consiguieron hipotecas en EEUU.

Por ejemplo, un 57 % de los compradores mexicanos y un 38 % de los compradores colombianos obtuvieron un préstamo.

"La ventaja de tomar un financiamiento en estos momentos es que las tasas de interés en los EEUU se han reducido considerablemente y el apalancamiento les permite tener un mejor rendimiento financiero a final de año", explicó Medellín.

"El proceso de financiación es muy sencillo ya que se puede hacer una preaprobación en 48 horas. Todo el proceso es online y se financia hasta un 60 % del valor del inmueble."

Florida, según el informe, continúa siendo el estado preferido para los compradores extranjeros, también de los colombianos, con un 22 % del total de operaciones, seguido de California, con un 15 %.

Los compradores extranjeros de casas y condominios en Florida provienen principalmente de América Latina (35 %) y Canadá (29 %).

Ver más