Últimas 15minutos

Cámara Baja pide a Trump sancionar a China por trato a uigures

Este martes, la Cámara de Representantes aprobó un proyecto que permitiría a EEUU sancionar a China por los campos de "reeducación" donde encierran a esta minoría

La etnia uigur predomina en la región de Xinjiang (J. Vicente Castelló/EFE)

15 minutos. La Cámara Baja de Estados Unidos aprobó este martes un proyecto de ley que insta al Gobierno de Donald Trump a imponer sanciones contra China por la situación de derechos humanos en la región de Xinjiang.

El proyecto quedó aprobado con 407 votos a favor y uno en contra, aunque todavía requiere del visto bueno del Senado para que sea efectiva. Por su parte, el Senado aprobó en septiembre su propia versión del proyecto, más suave que la de la Cámara Baja.

Entre otras cosas, el proyecto de la Cámara Baja propone sancionar como responsable de las violaciones a los derechos humanos al secretario del Partido del Comunista de la Región Autónoma Uigur de Xinjiang, Chen Quanguo, quien es parte del Buró Político del Partido Comunista de China.

El texto también prevé la prohibición de exportar a China cierta tecnología que pueda utilizarse para "suprimir la privacidad individual o la libertad de movimiento".

Este proyecto responde a las denuncias sobre los campos de "reeducación" que Pekín emprendió en Xinjiang, confinando hasta dos millones de personas en la región. Allí viven las minorías chinas de confesión musulmana, de las que los uigures es la más numerosa.

Tensión tras apoyo a Hong Kong

Este nuevo proyecto llega a los pocos días de que el Congreso aprobara y Trump suscribiera otros textos en apoyo a las protestas en Hong Kong. Estas nuevas leyes contemplan sanciones y la prohibición de exportar cierto material antidisturbios al país asiático.

Más en concreto, la iniciativa busca sancionar a funcionarios chinos responsables de violaciones a los derechos humanos como detenciones arbitrarias, torturas, confesiones forzadas o entregas extrajudiciales, entre otras.

En respuesta al apoyo a las protestas hongkonesas, Pekín prohibió a los buques y aeronaves militares de EEUU hacer escala en la excolonia británica. Además, anunció que aumentará las sanciones contra ONGs estadounidenses como Human Rights Watch (HRW) por sus "importantes responsabilidades en el caos en Hong Kong".

Estas leyes sobre Hong Kong y los uigures irritarón a China y enturbian las relaciones entre Washington y Pekín, ya de por si deterioradas por la guerra comercial entre ambas naciones.

Reacción de China

China, por su parte, condenó la aprobación del proyecto por parte de la Cámara Baja y advirtió que responderá "según se desarrolle la situación".

"Esta ley difama deliberadamente la situación de los derechos humanos en Xinjiang y los esfuerzos de China por combatir el terrorismo", afirmó la portavoz del Ministerio de Exteriores chino Hua Chunying en un comunicado.

"Las cuestiones de Xinjiang no versan sobre los derechos humanos ni son temas étnicos o religiosos, sino sobre la lucha contra el terrorismo. Xinjiang sufrió terrorismo extremo y violento. Ante esta situación, el Gobierno de esta provincia tomó medidas de conformidad con la ley", aseveró Hua.

Pekín aseguró que concede gran importancia a la gobernanza de la Región Autónoma, y que lo que hizo fue "promover la despolarización y el desarrollo económico, la unidad nacional, la armonía social y la estabilidad".

"Estas medidas aseguraron que no se produjeran ataques terroristas en Xinjiang en los últimos tres años, y contribuyeron a la causa mundial de la lucha contra el terrorismo", dijo Hua.

Por último, Pekín aseguró que los asuntos de Xinjiang son "puramente asuntos internos de China". También señalaron que el proyecto de ley estadounidense sólo trata de "socavar la prosperidad y estabilidad de Xinjiang y frenar el desarrollo de China".

Más Vistas

Ver más