Últimas 15minutos

La dupla de Giroud y Mbappe conduce a Francia a cuartos

Fue un triunfo hasta cómodo y sencillo ante un rival en el que el barcelonista Robert Lewandowski, su gran estrella, poco pudo hacer, pero un penalti de VAR le permitió maquillar el resultado

Los actuales campeones del mundo pasan a los cuartos de final, en los que se encontrarán con el vencedor del encuentro Inglaterra-Senegal (EFE/EPA/Friedemann Vogel)

15 minutos. Olivier Giroud, con un tanto al borde del descanso (m.44), y Kylian Mbappe, con un doblete (m.74 y 91), firmaron la victoria de Francia sobre Polonia (3-1) que sitúa a los campeones del mundo en los cuartos de final, en los que se encontrarán con el vencedor del encuentro Inglaterra-Senegal.

Los hombres de Didier Deschamps, que cuajaron una mala primera parte e incluso estuvieron a punto de ir por detrás en el marcador con una doble ocasión que salvaron Hugo Lloris y Raphael Varane, encaminaron el triunfo con una conexión entre Mbappe y Giroud, que se convirtió en el máximo artillero de la historia de los 'bleus', y lo sellaron con un doblete del atacante del PSG.

Al final fue un triunfo hasta cómodo y sencillo ante un rival en el que el barcelonista Robert Lewandowski, su gran estrella, poco pudo hacer, pero un penalti de VAR le permitió maquillar el resultado. 

Calma de Francia

Si algo sorprende de la Francia añada 2022 es la calma con la que aborda el asalto a su segundo título consecutivo, como si el vértigo de lo que puede lograr, convertirse en la primera nación en renovar el título en 60 años, no fuera suficiente para atribular a la tropa de Didier Deschamps.

El equipo actúa como un diapasón que, sin brillo, busca en las bandas desarbolar a las defensas rivales, sobre todo en la izquierda, donde tiene un aguijón que asusta incluso antes de tocar la pelota.

Mbappé volvió a ser el encargado de poner el miedo, aunque esta vez cedió a Giroud el honor de hacerlo realidad. Y es que, el veterano delantero del Milan tenía una cita personal con la historia, un asunto entre él, un jugador muy discutido, y las estadísticas, irrefutables, que desde esta noche catarí le colocaron como el máximo anotador de la historia de Francia.

Giroud abrió la lata

El delantero aprovechó un centro de Mbappé cuando agonizaba el primer tiempo para hacer lo que mejor sabe, colarse entre las líneas enemigas y definir con contundencia. Así, inapelable, superó a Thierry Henry y puso de cara el trayecto de Francia hacia cuartos de final, que hasta ese momento no parecía un paseo tranquilo.

Francia se había estrellado contra dos líneas polacas, que hicieron enmudecer a Antoine Griezmann y, con ello, acallado el ataque francés, reducido a un disparo lejano de Tchouaméni y a un par de aguijonazos de Mbappé por las bandas, donde su punta de velocidad hería menos ante la profusión de polacos, y un manso tiro de Dembelé.

Casi nada para el arsenal que tienen los "bleus" y que, además, vieron como Polonia venía a rechistarles y cuando bajaron un poco el pistón, Bartosz Bereszynski decidió hacer la vida imposible a Jules Koundé por su banda y los "águilas blancas" asomaron para aguar a Hugo Lloris el festejo de su partido 141 en "bleu" con lo que igualó el récord de Lilian Thuram.

El meta del Tottenham, sin embargo, demostró por qué ha acumulado tantos partidos y en la jugada de más peligro de Polonia, una combinación entre Bereszynski y Piotr Zielinski que este remató casi a bocajarro, replicó con una buena intervención, secundada por un despeje de Raphael Varane al siguiente remate de Jakub Kaminski.

Lewandowski apenas recibió balones y el jugador del Barcelona dejó pocas noticias en el campo.

El poder de Mbappe y Giroud

El reverso de la moneda lo puso un Giroud que aprovechó la primera que tuvo, en el minuto 44, tras recibir de Mbappé y muy seguro en la definición para batir a Wojciech Szczesny.

El tanto obligaba a los de Czeslaw Michniewicz a revisar sus planes y sacar la cabeza del cascarón, además de a correr más riesgos y dejar más espacios en la retaguardia.

Ahí respiró Francia, encontró metros Mbappé y comenzó a llevar el timón Griezmann, lo que hacía planear más el segundo que el empate.

El atacante del PSG enseñó su mejor cara y tuvo el premio deseado en el 74, cuando un balón largo de Griezmann en su propio área acabó en los pies de Giroud, que combinó con Dembelé para que sirviera a Mbappé, con metros suficientes para apuntar y fusilar la escuadra polaca. Los cuatro mosqueteros al servicio el equipo.

Inscrito entre las leyendas

Con las cosas ya resueltas, el delantero del PSG aprovechó para darle otra puntada más a su traje de leyenda con un gol plagado de clase y belleza, el quinto en lo que va de Mundial, uno más de los que ya traía de su aventura en Rusia.

Está a cuatro de Just Fontaine como máximo goleador de Francia y ya tiene dos más que Pelé cuando el brasileño todavía no había cumplido los 24.

En el tiempo añadido, el VAR vio una mano de Dayot Upamecano en el área francesa y el penalti, a la segunda, permitió a Robert Lewandowski lograr su segundo tanto en el Mundial, después de que la pena máxima tuviera que repetirse.

El polaco se despide de la competición con una buena noticia que no maquilla su triste actuación.

Ver más