Últimas 15minutos

Vaqueros cruzan Florida y demuestran que el estado es más que playas y Disney

"Mucha gente cree que Florida solo son las playas soleadas y Disney World, pero en realidad, la historia y el legado de Florida fue construido por los pioneros que criaban ganado", señaló Suzanne Park, la organizadora de la caravana

La caravana reunió a gente local, pero también a vaqueros de Colorado, Tennessee y Washington, entre otros estados, e incluso del Reino Unido (Cortesía: Flickr)

15 minutos. El alma aventurera de los vaqueros del salvaje oeste del siglo XIX, protagonistas de los wéstern de los años cuarenta y sesenta en EEUU, sigue viva entre más de un centenar de personas que cabalgaron esta semana unos 120 kilómetros en honor a los primeros ganaderos del sureste del país.

"Mucha gente cree que Florida solo son las playas soleadas y Disney World, pero en realidad, la historia y el legado de Florida fue construido por los pioneros que criaban ganado", señaló a EFE Suzanne Park, la organizadora de la caravana que atravesó Florida.

La aventura

El recorrido comenzó el pasado sábado en el Rancho Kibler del condado de Manatee (costa oeste) y culminó en la ciudad de Fort Pierce (costa este).

La idea fue imitar el viaje anual de retorno a casa que realizaban los tradicionales "crackers" o vaqueros de Florida tras transportar el ganado a Cuba.

El trayecto culminó con un desfile en esta pequeña localidad al lado del Atlántico, desde donde los miembros de la Florida Cracker Trail Association retornarán a sus hogares después de cabalgar jornadas de hasta 35 kilómetros.

Esta organización sin ánimo de lucro busca "mantener la historia viva" las antiguas formas de vida de los pioneros "crackers".

La caravana reunió a gente local, pero también a vaqueros de Colorado, Tennessee y Washington, entre otros estados, e incluso del Reino Unido.

"Son parte de una tradición que no queremos perder. Esto es parte de Estados Unidos, y es nuestra herencia", indicó Allan Camp, un miembro de la caravana que lleva once años realizando esta travesía.

Tradición cracker

Después de la Guerra de Secesión (1861-1865) se denominó "crackers" a los ganaderos que se asentaron en Florida por el sonido que realizaban con sus látigos de cuero al dirigir las vacadas.

Sin embargo, la historia de la que actualmente se considera como una de las cunas de la tradición ecuestre y ganadera del país se remonta siglos atrás.

En 1521, el explorador español Juan Ponce de León trajo consigo una pequeña manada de caballos andaluces y vacas, que fueron los primeros ejemplares en pisar suelo estadounidense.

Poco después, los españoles se vieron obligados a abandonar a estos animales tras las luchas con las tribus indígenas, entre ellas el pueblo Calusa, una situación que se volvió a repetir en 1540 cuando desembarcó Diego Maldonado en la bahía de Pensacola, en la costa oeste de Florida.

Estos primeros contactos iniciaron la tradición ganadera y ecuestre que se extendió bajo el control español durante más de 300 años en los que llegaban cabezas de ganado de Cuba, que era el mayor enclave comercial de la región.

Los primeros vaqueros de Florida utilizaban el sonido de sus látigos de más de tres metros de longitud para comunicarse entre ellos a millas de distancias y cazar pequeños animales, y tenían una forma "única" de guiar al ganado.

Park explicó que los ganaderos de Florida utilizaban el látigo y perros por la ausencia en Florida de planicies grandes y abiertas como las del oeste del país.

"Está lleno de árboles, arbustos, vegetación y palmitos, por lo que tenían que aprender a adaptarse y usar el sonido del látigo para guiar al ganado", precisó Park.

Educando a los más pequeños

Ataviados con sobreros, botas y espuelas de vaquero también estaban muchos menores, que blandían sus látigos, como Aniston Ainsworth, de 13 años, que lleva desde los 5 montando y aprendiendo sobre la cultura "cracker".

"Lo lees en los libros de historia y en las fotografías, pero escuchar el sonido del látigo es bastante único", dijo Park.

La niña explicó que el término "cracker", que suele usarse como apodo de los nativos de Florida o Georgia, y que a veces es despectivo contra las personas del sureste del país, es para ella motivo de orgullo "porque significa que llevas generaciones en Florida, que llevan perseverando y sobreviviendo".

Esta tradición anual, que celebra su aniversario número 33, también la realiza el Comité de Preservación de la Cultura Vacuna de Florida (FCCPC), que prepara para 2021 un viaje similar con ganado en conmemoración de los 500 años de la llegada del español Ponce de León a Florida.

Esta sería la cuarta vez que el FCCPC organiza una travesía de estas características, que recorrerá el ancho del Estado Soleado con una caravana de vaqueros, poetas, historiadores, artistas y artesanos para recordar a esta comunidad pionera de Florida.

Ver más

Más Compartidas