Últimas 15minutos

El coronavirus no pudo con las buenas intenciones

Todos los años, Breast Cancer Research Foundation realiza una gala para recaudar fondos destinados a la investigación del cáncer de mama. El coronavirus no impidió que se hiciera y fue todo un éxito

James Monroe Iglehart, Judy Kuhn, Bryan Terrell Clark, Aubin Wise, Janet Dacal y Sierra Boggess durante la Virtual Hot Pink de la Breast Cancer Research Foundation (Getty Images for Breast Cancer Research Foundation)

15 minutos. Los innovadores serán quienes superarán más rápido esta crisis, pues negados a suspender sus planes, cambian de estrategia y continúan manos a la obra. Es el caso de Breast Cancer Research Foundation, que lejos de aplazar su fiesta de recolección de fondos por el coronavirus, la célebre Hot Pink Party, la edición de 2020, se llevó a cabo de manera virtual y recaudó 5,3 millones de dólares, destinados, íntegramente, a investigaciones que generen la cura del cáncer de seno.

El Hot Pink Party tuvo un nuevo formato: fue virtual y en vivo. Los científicos líderes de BCRF, que están salvando vidas, subrayaron la importancia del encuentro por considerar que el cáncer de mama no se detiene ante el coronavirus causante de la COVID-19, como tampoco lo hace el BCRF. Gracias al apoyo de donantes, la organización se niega a ceder terreno a la enfermedad.

Los invitados participaron en la emocionante apertura a cargo de Norbert Leo Butz, actor de Broadway y ganador de dos premios Tony, cantando Something’s Coming de West Side Story.

Esta celebración fue un tributo de Broadway para Mandy González, una de las veteranas de los musicales neoyorquinos, quien a la vez es sobreviviente de cáncer de mama, diagnosticado en 2003. Actualmente, se destaca por su rol en Hamilton, musical sobre la vida de Alexander Hamilton, uno de los padres fundadores de Estados Unidos (EEUU).

Homenaje a una valiente

Mandy González presentó al elenco de In The Heights, otro musical de Broadway que cuenta la historia de un barrio latino en Nueva York. La propia González ofreció una impresionante actuación de Breathe, uno de los temas de In The Heights.

El coronavirus no pudo con las buenas intenciones
Norbert Leo Butz habla durante la gala (Getty Images for Breast Cancer Research Foundation)

Nile Rodgers, junto con el grupo Chic, interpretó el tema We Are Family, que cerró el espectáculo. Laura Benanti dedicó a Mandy González su número You’ll Never Walk Alone, el famoso tema del musical Carrusel, y dijo que ella era la persona “más valiente, amable y desinteresada" que había conocido.

Las emociones abundaron, lo que rompió el mito de que en las redes todo es frío y lejano. Ejemplo de ello fue la intervención de la bailarina de ballet Maggie Kudirka, quien se encuentra en tratamiento por cáncer de mama metastásico en estadio IV, enfermedad que se le diagnosticó en 2014, cuando tenía 23 años.

En su testimonio señaló: "Desde que ocurrió la crisis de COVID-19, los pacientes con cáncer viven una nueva normalidad. Nuestros seres queridos ya no pueden venir con nosotros a los tratamientos y a las citas médicas. Tenemos que mantenernos alejados de todos debido a nuestro sistema inmunológico. Hay que usar equipo de protección adicional, pero necesitamos nuestros tratamientos y estamos descubriéndolo. Nosotros como comunidad nadamos en aguas desconocidas y lo superaremos juntos”.

Palabras de esperanza

El coronavirus no pudo con las buenas intenciones
Deborah Norville (Getty Images for Breast Cancer Research Foundation)

La escritora y presentadora de televisión, Rachael Ray, honró a su amiga y colega de profesión Gretta Monahan, quien desde hace un año está en tratamiento por cáncer. Habló sobre la esperanza que ahora existe para las mujeres con este tipo de dolencia. Explicó que Gretta narró públicamente todo el proceso de su enfermedad y los riegos que corrió para tener su segundo hijo.

Otro de los famosos que estimuló con sus palabras fue Elton John. Dijo que se sentía honrado de apoyar el trabajo de BCRF y reiteró su apoyo con estas palabras: “Estoy con todos ustedes”.

La fundación

La Breast Cancer Research Foundation (BCRF) fue creada en 1993 por Evelyn H. Lauder, vicepresidenta corporativa senior y directora internacional de desarrollo de fragancias de Esteé Lauder.

Este año, y pese al coronavirus, BCRF ha otorgado 66 millones de dólares a unos 275 científicos en instituciones médicas y académicas líderes en 14 países, convirtiendo a BCRF en el mayor financista privado de investigación de cáncer de seno en todo el mundo.

BCRF es la organización que lucha contra el cáncer de mama mejor calificada en los EEUU.

Los promotores

La reconocida fotógrafa Judy Glickman Lauder, su esposo Leonard A. Lauder, presidente emérito de The Estée Lauder Companies; y el millonario Anthony von Mandl figuraron como los copresidentes honorarios de la gala. La filántropo Kinga Lampert y Aerin Lauder, nieta de Estée Lauder, ocuparon el cargo de copresidentas principales.

Ver más